Intendente de Bell Ville, Carlos Briner. Foto Gentileza La Voz.

El intendente de Bell Ville, Carlos Briner, anunció que su municipio no adherirá a la ley provincial Nº 10.702 que permite la aplicación de multas por incumplimiento de medidas sanitarias ante la pandemia.

“Más allá que es una ley que debemos respetarla, y así lo haremos, y el derecho que le asiste a la Provincia para dictar las normas, nos parece que es un amedrentamiento y acoso al ciudadano. Yo confío que entre los ciudadanos se pueden cuidar”, destacó el radical.

Además indicó, en declaraciones al diario Así Somos, que “en caso que la Policía de la Provincia labre actas, que el dinero se lo lleve la Provincia”.

Por otro lado, según informaron a La Voz del Interior, “aquellos que adhieran, se quedaría con el 30% del dinero de las multas. Por eso, los agentes municipales multarán a nadie”.

De todas maneras, los agentes municipales seguirán controlando el uso de barbijos y del alcohol en gel en los locales comerciales (la campaña publicitaria se mantiene y se intensifica).

Fuente: La Voz del Interior.