Bronca de vecinos por el largo encierro de cuatro perros en un auto

Vecinos de la calle Teniente Morandini expresaron su enojo e indignación por no saber cómo ayudar a cuatro perros que estuvieron durante 18 horas encerrados en el interior de un utilitario, mientras el propietario del vehículo estaba ausente. Publicaron las imágenes en Facebook y la bronca se hizo extensiva a toda la ciudad.

Un utilitario fue estacionado a las 12 del mediodía del martes en calle Teniente Morandini y Tupungato, a pocas cuadras del centro de nuestra ciudad. En su interior dejaron cuatro caniches, aparentemente sin agua y sin alimento, según relataron los vecinos del lugar.

Cuando los lugareños advirtieron que dentro del auto había cuatro perritos, enseguida intentaron dar con el dueño para hacerle saber que corrían riesgo estando encerrados en esas condiciones. Como no lo ubicaron, llamaron a personal de Seguridad VCP, que acudió al instante. Sin embargo, poco pudieron hacer en el lugar por lo que se llamó a la Policía.

Según informaron desde Seguridad VCP, la policía jamás llegó hasta la esquina donde estaba el auto estacionado. A todo esto ya habían pasado unas cuantas horas desde el descubrimiento de los perros encerrados.

Los vecinos se mantuvieron expectantes y pegaron un cartel en el utilitario para exigirle al dueño que no vuelva a repetir esta conducta, ya que no sería la primera vez que ocurre.

Finalmente, el propietario volvió a buscar su auto a las 6:30 de la madrugada de este miércoles y se encontró con una vecina que le reprochó su accionar. La bronca generada por tal situación motivó una publicación en Facebook para escrachar al dueño de los perros.

¿Qué deben hacer los vecinos en casos similares?

Rubén García, director de Seguridad VCP, señaló que no es esta área municipal la que tiene facultades ante este tipo de situaciones. Sin embargo aclaró que acudirán ante cualquier llamado al 103 para asistir y orientar a los vecinos.

“Hay que llamar a la policía y hacer la denuncia. Ellos tienen que venir para ubicar al propietario del auto y, en el caso que haya una autorización judicial, podrán acceder al vehículo para rescatar a los perros”, dijo García.

De ninguna manera los vecinos deben romper los vidrios del auto porque, al ser propiedad privada, se estaría cometiendo un delito.

Carlos Paz Vivo

Carlos Paz Vivo