Un policía que tiene un merendero fue sorprendido por sus compañeros “superhéroes”

Un grupo de oficiales de la Unidad Departamental Punilla cayeron de sorpresa con disfraces, regalos y mercadería al Merendero Panza Caliente, que fue abierto hace dos meses por el suboficial Cristian Abrate y su familia. ¡Conocé la historia!

El pasado 17 de julio, el “Turco” Abrate decidió junto a su mujer y sus hijos abrir las puertas del merendero en calle Brasil al 445, en barrio Miguel Muñoz B de nuestra ciudad. A pulmón, soportando los costos con su billetera pero con un enorme corazón, la familia Abrate asistió en los primeros días a 23 niños en situación de vulnerabilidad.

Con el correr de las semanas, y en tan solo dos meses, los Abrate, con la ayuda de algunos amigos y familiares, pasaron a asistir con la merienda a 116 chicos de la zona, una de las más humildes de Carlos Paz.

“Ahora también le damos una copa de leche a 16 mamás y siete abuelas porque queremos darle contención a los chicos y queremos que vengan con sus familias”, dijo a Carlos Paz Vivo! Cristian, quien en el año 2016 sufrió un accidente cerebro vascular que lo obligó a dejar la patrulla en las calles de la ciudad para pasar a realizar tareas de mantenimiento en el edificio de la Departamental Punilla.

El hombre de 47 años sostiene la iniciativa gracias a las donaciones de muchos conocidos carlospacenses, quienes desinteresadamente colaboran con la causa. “Con mi mujer ponemos dinero de mi sueldo y su pensión, pero además recibimos la ayuda de mucha gente que cree y confía en nosotros gracias a mi trabajo durante 20 años en la calle”, contó orgulloso.

“No me alcanzan las horas del día para mantener todo esto pero el gozo que nos provoca ver la sonrisa de los niños puede con el cansancio. Que venga un chico y te diga que te quiere y te muestre la carpeta del colegio, es insuperable”, dijo el “Turco” con la voz entrecortada.

Policías superhéroes

Este martes, un grupo de compañeros de Cristian, acompañados por el jefe de la Departamental, Leonardo Páez Stelchman, cayeron de sorpresa vestidos de superhéroes mientras muchos niños merendaban. ¿El objetivo? Brindarle a la familia Abrate su acompañamiento con mercadería necesaria y obsequiarles regalos a los chicos.

“Nos hace falta de todo pero las cosas lindas que pasan en Panza Caliente es obra de Dios”, señaló, esperanzado en seguir sosteniendo esta gigantesca causa de amor y solidaridad con los que menos tienen.

Para colaborar

Como el Merendero Panza Caliente todavía no es una ONG, el estado municipal y provincial no pueden brindarle apoyo oficial por una cuestión de utilización de fondos públicos. Por tal motivo, aquellos empresarios que puedan colaborar, podrán hacerlo en la sede del merendero ubicada en calle Brasil 445 (martes, jueves y sábados de 17 a 19 horas) o llamar al teléfono 3541650241.

Carlos Paz Vivo

Carlos Paz Vivo