Un día de río y la felicidad

, Punilla Vivo

Pasar el día en el río, en cualquiera de los cursos de agua serrano, deja un recuerdo imborrable por el encuentro con la naturaleza y también por las costumbres que los asistentes despliegan afuera y adentro del agua. Si venís a Córdoba, sumate a la experiencia.

Si ya lo estás pensando, te mostramos una crónica fotográfica de un día de verano, hasta que llegue el momento de construir la crónica propia.

La visita es al balneario Tala Huasi, pocos kilómetros al sur de Villa Carlos Paz sobre el refrescante Río San Antonio.

La llegada te abre un paisaje magnífico de verdes que te hace pensar que estás en el mejor lugar del mundo, especialmente con los cuarenta grados de calor que dejaste allá en la ciudad.

La vista al llegar

La vista al llegar

La gente sigue llegando y ya se va poniendo lindo el mediodía. Para cruzar a la margen de enfrente hay que hacerlo por el río, así que las caravanas con heladeritas, carpas, gacebos e inflables son bastante entretenidas.

Llegamos con todo

Llegamos con todo

Al agua con todo

Al agua, flotando y caminando.

Ya pasada la siesta, la tribuna está armada y la tranquilidad gana los espíritus. El río sigue manso su curso y los chapuzones se combinan con mates y los infaltables pastelitos.

img_1529

pastelitos

Entre las precauciones en los ríos serranos, siempre tener en cuenta que los cauces no son parejos: pueden existir pozos y márgenes escarpadas para trepar a las orillas. Los cuidados con los más chiquitos nunca están de más.

img_1530-2

Para la vuelta, ya felices y cansados: una dosis más de paciencia. Que la dicha de un día de río nos acompañe hasta casa.

img_1567

Carlos Paz Vivo

Carlos Paz Vivo