Este domingo a la madrugada, tres jóvenes fueron detenidos luego robar smartphones en el interior de la disco Khalama.

Fue personal policial de adicional quien aportó características de los delincuentes a los efectivos de la Unidad Regional Punilla, quienes montaron un operativo cerrojo y en la intersección de calles Redentor y San Roque, lograron aprehenderlos.

Era un mayor de 19 años y dos menores de 16 y 17, todos oriundos de la capital provincial.

Tras el control pudieron secuestrar cuatro teléfonos, que luego fueron reconocidos como propios por los damnificados.

Los jóvenes fueron trasladados a la comisaría y quedaron a disposición de magistrado interviniente.