Inicio Los Hechos Colectivero desaprensivo abandonó a una nena en la ruta de Cuesta Blanca

Colectivero desaprensivo abandonó a una nena en la ruta de Cuesta Blanca

Una nena de 9 años salió de la escuela a la que concurre en Carlos Paz, se tomó el colectivo para reencontrarse con su abuela en Mayu Sumaj y se quedó dormida en un asiento. El chofer del transporte interurbano la despertó en Cuesta Blanca y la obligó a bajar. Por suerte otro colectivero la levantó y la llevó hasta la parada que debía bajarse.

El episodio ocurrió el pasado lunes 3 de septiembre, cuando Dafne salió de la Escuela Carlos N. Paz y fue con su papá hasta la Terminal, donde se subió a las 14:14 al interno 304 de la empresa Sarmiento. El itinerario es igual todos los días: su papá la acompaña a tomarse el colectivo, le da las indicaciones para su cuidado personal y su abuela la espera en la parada de Mayu Sumaj, mientras su mamá cumple con los horarios laborales.

Pero este lunes las cosas no salieron como los demás días: la nena se durmió en el asiento del colectivo y, cuando el chofer cumplió con el recorrido al arribar a la punta de línea en Cuesta Blanca, revisó el colectivo y advirtió que la nena estaba allí. La despertó, la obligó a bajarse a un costado de la Ruta 14 y le dijo que lo esperara un rato mientras él se iba a descansar, según quedó asentado en la denuncia que la madre de la menor realizó ante el Ente de Regulación de Servicios Públicos (Ersep).

Dafne quedó llorando a la vera de la ruta, mientras su abuela permanecía muy preocupada en la parada de Mayu Sumaj, ya que el colectivo en el que su nieta llegaba siempre no había frenado.

Un colectivero de la empresa Transporte de la Villa que circulaba por el sector vio llorando a la niña y decidió subirla para llevarla hasta la parada donde seguía su abuela esperando, con quien finalmente se reencontró casi una hora después de lo estipulado.

“Estoy indignada con el chofer y la empresa, por eso hice la denuncia. No puede dejar a una nena sola al costado de la ruta, sea por el motivo que sea. Mi hija todos los días hace ese recorrido en el mismo colectivo porque su papá y yo al horario de salida de la escuela estamos trabajando”, contó Sandra Arévalo a Carlos Paz Vivo!

La mujer señaló que, cuando le pidió explicaciones al colectivero, el hombre manifestó que la dejó en ese lugar porque “tenía que orinar”.

Dafne no quiere viajar más en colectivo de regreso a su casa. El martes tuvo que quedarse en la casa de su bisabuela que vive en Carlos Paz y este miércoles no fue a la escuela por miedo a repetir el episodio que vivió el lunes.

La mamá agradeció el gesto del otro colectivero que tuvo el gesto de llevar a la menor hasta la parada de Mayu Sumaj donde la esperaba su abuela.

Foto de tapa: archivo ilustrativa

Noticias Relacionadas